¿Qué crema de afeitar es mejor?

¿Has visto esas imágenes dónde muchos aficionados y profesionales del afeitado forman una espuma con un jabón y una brocha que parecen merengues? ¿qué crema de afeitar es mejor para este trabajo? Si eres de los que les gusta traerla afeitada, seguramente te has hecho esa pregunta alguna vez.

Hablando de crema de afeitar

La espuma que genera la crema de afeitar simboliza la parte placentera del proceso de afeitado y esto es porque la espuma aunque no es necesaria, sí es considerada un lujo que solo brinda un buen producto.

Su imagen nos evoca una ancestral práctica de aseo personal y de cuidado de la imagen masculina.

Nunca te podrás considerar completamente limpio y presentable, si no te afeitaste con una crema que genere abundante espuma.

El principal objetivo de la crema de afeitar es la de facilitar el deslizamiento de la navaja y la remoción del vello facial.

El filo del rastrillo o navaja debe cortar el vello con el menor daño posible en la piel, esto ya lo hemos contado en anteriores ocasiones.

El activo principal en las cremas y espumas de afeitado es la glicerina, la cual actúa como lubricante, y se emplea acompañada de otros aceites naturales.

Como comentaba, la espuma es un lujo, y en la actualidad algunos productos generan abundantes espumas tan finas y densas que tiene un aspecto verdaderamente delicioso.

En ocasiones, las espumas son tan espesas que pierden su función, al perder de vista las zonas de afeitado.

Esto es de gran importancia cuando se requiere delinear barba o bigote, o ambos; es necesario no perderlos de vista para no perder los trazos o incluso… ¡una oreja en el intento!

La glicerina,también llamada glicerol o propanotriol se produce como parte de la degradación de las grasas, y tiene una gran aplicación en la cosmética debido a sus propiedades suavizantes para la piel.

Es parte constituyente de los jabones desde la antigüedad, donde se usaba la grasa de los puercos para fabricarlos. ¿te imaginas? un jabón de cerdo… aunque hablando de rarezas, Hitler hizo jabones con grasa humana…

En fin.

En la actualidad existen glicerinas de muy buena calidad (alta pureza) las cuales garantizan la ausencia total de otros compuestos y son las que usamos en nuestra crema de afeitar.

Esas son las que deberían incluir las productos que están en contacto con nuestra piel.

En la actualidad, con la finalidad de hacer más placentera la práctica de afeitado, a la crema de afeitar y a las espumas, se les agregan finos aromas, los cuales son ya necesarios.

Yo por ejemplo descarto de inmediato un producto si no huele a nada ¿y tú?

Predominan los aromas frescos y limpios como los cítricos, la popular lavanda, y otros más complejos como el sándalo.

Debido a la sensibilidad de algunas pieles, existen productos hipoalergénicos, los cuales se caracterizan por carecer de aroma, ya que ese agregado podría ser precisamente un causante de dichas reacciones en la piel.

Uno de los componentes que por ningún motivo debes aceptar es el color en la espuma, jabón o crema de afeitar.

No solo no tienen ninguna utilidad sino que tampoco la tienen en lubricación ni de modo sensorial… y solo te ocasionará problemas en la piel.

Tal vez no ahora, pero quizás en un futuro.

El color y otro puñado de químicos nocivos como los conservadores, son empleados en productos enlatados, los cuales deben garantizar su permanencia por años en mostrador.

O acaso sigues pensando que un producto que caduca en 3-4 años, ¿es un producto saludable y sin repercusiones?

A los fabricantes de esos productos no les interesa tu seguridad o tu salud, solo les interesa evitar que sus productos se enrancien o descompongan en un muy largo tiempo.

No es casual que en los últimos tiempos estén volviendo los productos como cremas y jabones para afeitar de calidad, y el uso de brochas de cerdas naturales, las cuales son una verdadera gozada: todo esto viene a darles la razón a nuestros padres y abuelos, quienes bien sabían que el verdadero placer se encuentra en la sencillez de los detalles y en las cosas bien hechas.

Y tú ¿qué opinas?

Aportación de MAN Harbor Barbería